El Método MMA, La Motivación Mediante el Aprecio

Un método para retener el talento, mejorar la motivación del equipo y reducir el riesgo de desgaste. Al alcance de todos, pero no muchos se ven capacitados para llevarlo a la práctica ¿cuáles son nuestras limitaciones como directivos a la hora de poner en marcha un nuevo método basado en el aprecio?

Sabes que “el principal factor de la satisfacción laboral no es la remuneración, sino el hecho de que la persona se sienta (o no) apreciada y valorada por el trabajo que hace”. El 64% de los estadounidenses renuncia al trabajo porque no se siente apreciado (Robbins, 2000).

Nuestras creencias limitantes nos impiden abordar uno de los mayores problemas que tienen actualmente las empresas “la desmotivación de los equipos y la retención del talento”.

Creencia: “El 89% de los gerentes creen que los empleados se van para ganar más dinero, y solo el 11% de ellos cree que los empleados se van por otras razones”.  Esto es una creencia limitante, que nos impide abordar el problema en cuestión.

Hechos: “En realidad solo el 12% de los empleados indicó que se iba para ganar más dinero; el 88% expresó que se iba por razones distintas al dinero. Las razones citadas eran más psicológicas, lo cual incluía no sentir que confiaban en ellos y no sentirse valorados” (Watson y Lapointe, 2005).

Las empresas han tenido que reducir el número de empleados, cancelar o posponer los aumentos o mejoras salariales, y exigir más que nunca al personal… sumado al futuro incierto que genera inseguridad: Una suma de condiciones perfectas para el desánimo de los empleados.

El Método de Motivación mediante el Aprecio, es una solución económica que ayuda a:

    • Mejorar la satisfacción laboral (variable fundamental en el nivel de compromiso de los empleados y en la mejora de la atención al cliente).
    • Retener el talento. Reducir la rotación de personal (consecuente ahorro en costes y su repercusión sobre el cliente final).
    • Potenciar la cultura corporativa.

Los seres humanos tenemos 5 lenguajes del amor a través de los cuales nos sentimos amados/queridos en nuestra vida personal, y valorados/apreciados en nuestro entorno laboral.

Según Gary Chapman existen 5 lenguajes del aprecio en el entorno laboral:

    1. Palabras de afirmación.
    2. Tiempo de calidad. 
    3. Regalos. 
    4. Actos de servicio.
    5. Contacto físico.

Las personas tendemos a expresarnos utilizando nuestro lenguaje principal y secundario, sin tener en cuenta cuál es el lenguaje de las personas con las que trabajamos, lo cual genera un problema a la hora de transmitir los mensajes. Es como si estuvieras hablando en “alemán” y tu equipo solo entiende el idioma inglés y castellano. Por mucho que te esfuerces, si continúas intentando motivar a tu equipo con un lenguaje que no es su principal o secundario tus objetivos se verán frustrados.

El método MMA nos enseña a descubrir cuál es nuestro lenguaje principal y secundario, así como el lenguaje de cada una de las personas con las que trabajamos para poder motivarles a través del aprecio. Te invito a descubrirlo a través del cuestionario individual “Inventario de Motivación Mediante el Aprecio” (Chapman y White, 2011).

Tras saber cuál es el lenguaje del aprecio de cada persona de tu equipo o compañero, debes aprender a expresarte en su lenguaje principal, entrenarte antes de ponerlo en práctica.

Pasos a seguir para poner en práctica el método MMA: 

    1.  Identifica tu lenguaje principal. 
      • Observa cómo expresas el amor o el aprecio a otras personas (si lo verbalizas, si les dedicas tiempo de calidad, si te gusta hacer regalos o tener pequeños detalles, etc.). 
      • Ten en cuenta tus quejas más frecuentes (suelen ser tus deseos más intimos, y pedimos aquello que necesitamos). 
      • Revisa las peticiones que haces a las personas más cercanas («¿me ayudas?», «¿recogemos la casa?», «¿vamos al cine?»). 
    2. Identifica el lenguaje principal de las personas de tu equipo (también aplicable a la vida personal en pareja o entre compañeros).
      • Observa su comportamiento. 
      • Observa lo que pide. 
      • Escucha sus quejas. 
    3.  Aplicar el método: 
      • Haz un listado de las cosas con las que se sienten valorados cada miembro de tu equipo. 
      • Fija un objetivo SMART. Comienza por ponerlo en práctica con las personas con las tengas más afinidad. 

Te invito a profundizar más en el Método de Motivación mediante el Aprecio en el webinar gratuito que encontrarás en mi web.